Luis Martín Vivas:Los niños como cualquier ser humano nos enseñan todo cuanto saben y aquello que ignoran que saben. - foto luis 1 1024x768 - Luis Martín Vivas:Los niños como cualquier ser humano nos enseñan todo cuanto saben y aquello que ignoran que saben.El poeta Luis MARTÍN VIVAS ha publicado con Ediciones Amaniel el libro “Frases inocentemente bonitas – Pensamientos dibujados”, el eje central de la obra gira entorno a la felicidad y la tristeza teniendo como punto de partida la visión y experiencia que niños con edades comprendidas entre cuatro y doce años del Colegio Público Marqués de Suanzes ofrecen al respecto, el poeta Luis Martín inspirándose en esta sabiduría conjuga esos elementos con una frase y/o un poema para la reflexión.

P.- Quizás deberíamos explicarle al lector antes de nada cual ha sido la mecánica de trabajo para la realización del libro, seguro que nos puedes contar alguna anécdota.

R.- Ha sido toda una experiencia y por cierto muy bonita. Cada vez encuentro más emocionante involucrarme en proyectos un tanto laboriosos cuyo resultado final ves al cabo de unos pocos años; es una oportunidad para observarse a uno mismo a través del tiempo y contemplar cómo madura y toma forma una idea en un verdadero cruce de personas y caminos.

Ha sido apasionante y enriquecedor rodearme de personas que te hacen sacar lo mejor de ti, sintiéndote a cada instante bien arropado y acompañado; en esta ocasión ha sido una experiencia inolvidable, razón por la que les estoy altamente agradecido a cuantas personas han colaborado.

En este caso en concreto ha sido con todos los alumnos de (4-12 años) del C.P Marqués de Suanzes. Cada uno hizo un dibujo y representó con palabras lo que es para ellos “felicidad y tristeza” de todo ese material fui escogiendo aquello que me producía algún tipo de emoción sin fijarme en la edad del autor, así quien lee podrá observar frases de niños de 4 años junto a dibujos de niños de 10 años, tras la suma de ambas aportaciones me he nutrido y me ha servido de inspiración para escribir al final una poesía o pensamiento.

Creo que ha quedado un trabajo muy humano y bonito, espero que lo disfrutéis mucho !!!

P.- Todos pensamos que debemos educar a nuestros hijos y enseñarles, pero muchas veces nos damos cuenta que son ellos los que nos enseñan a nosotros, tu libro es una muestra fehaciente de ello. ¿Qué pueden enseñarnos los niños a los adultos?

R.-Creo que como cualquier ser humano nos enseñan todo cuanto saben y aquello que ignoran que saben.

 Nos enseñan su inocencia, nos muestran el pensamiento intuitivo, la espontaneidad,  la importancia de las pequeñas cosas (esos detalles que a nuestro modo de ver con el paso de los años se van volviendo insignificantes).

Nos acercan lo que observan, lo que aprenden de nosotros añadiendo una clase de humildad. Nos muestran cómo éramos y nos describen cómo somos (ellos son nuestro más puro reflejo).

Nos enseñan a ser pacientes y en otros momentos a perder los nervios; a intentar pensar en los demás más que en nosotros mismos, a ser lo más sinceros posibles intentando cumplir si no todas, algunas promesas, a poner normas, a dar pautas, a predicar con el ejemplo, a permitirnos a nosotros mismos equivocarnos  y a tener la confianza que aunque a veces las cosas no salen según lo previsto, no importa, mientras se hagan con corazón.

Sobre éste último párrafo creo que llegará el día en el que un niño preguntará a un adulto: ¿Y Cómo me puedes intentar enseñar cosas que tú mismo no sabes?

P.- ¿Podría compartir con nosotros qué es para usted la felicidad y la tristeza?

R.- Sí, como no, aunque es difícil de explicar; cada vez tengo mayor certeza que cuando una persona intenta definir cualquier sentimiento o estado emocional con cada una de esas palabras va acotando lo que siente, creo que los sentimientos son para vivenciarlos con los sentidos sin intentar hacer juicios críticos al respecto o intentando definir con palabras algo con un gran contenido de abstracción, en uno de los libros digo: cuando pones nombre a un sentimiento estás alegre, triste, …. Mientras vives tranquilo.                                               

Creo que es casi inexistente  la felicidad o  la tristeza como tal y se da en mayor medida personas que se sienten felices con, … o sienten tristeza con, …., así que sobre gustos los colores y la experiencia que vamos acumulando cada día.

Mi frase para terminar sería: disfruten cada momento de felicidad y vivan cada momento de tristeza, eso nos hace crecer y ser más humanos, más sensibles, más personas, no renuncien a ninguna de las dos; sientan y permítanse sentirse felices y tristes.

P.- Hay cosas que no se ven el libro, ya que estás en proyectos con música, un arte muy diferente al de la poesía, al de la palabra pero al mismo tiempo tan parecido y necesario. Puedes contarnos un poco cuáles son tus proyectos y la relación que ves entre estas dos artes.

R.- Dicen que la música amansa a las fieras; que la música es musa de inspiración, que la música relaja, estimula, ayuda a pensar, abre muros, y como arte que es, es un lenguaje universal.

Creo que la música desde los más remotos tiempos permanece ligada al ser humano, somos seres íntegros con necesidad de expresar y tanto la poesía, la palabra, la melodía son  formas de conectar con nosotros mismos y comunicarnos, y hoy en día es imprescindible mirar a los ojos a las personas y transmitir al menos algo, sintonizar con ellas antes que pasar inadvertidos unos de otros. Nos deberíamos sacar más jugo, disfrutarnos más antes que amenazar, criticar, o cualquier tipo de acto “Poco humano”

Frases inocentemente bonitas – Pensamientos dibujados está envuelto en música y poesía, algunas de las frases de niños y adultos serán musicadas por César Rodríguez y creo que logrará llegaros hasta lo más profundo de las emociones.

Al igual otros proyectos que poco a poco van cobrando vida en estos momentos están impregnados de música; en el primer libro que publiqué “El último deseo” intervino Toni Miró musicando distintos poemas así como intervino Luis Eduardo Aute escribiendo el prólogo y Luis Pastor con la primera poesía que abre el libro; en mi segundo libro “Te quiero” interviene en la segunda parte Pablo Guerrero escribiendo a pie de foto una frase que acompaña a cada una de las fotografías; actualmente estoy trabajando en una serie de campañas para sensibilizar e informar sobre distintas Trastornos de Espectro Autista, … pero sobre ello tal vez en los próximos encuentros ya os cuente otro poquillo.

P.-Quizás la mayor búsqueda que realiza el hombre sea la felicidad evitando en la medida de lo posible el sentimiento opuesto de la tristeza, sin embargo quizás está no sea posible sin su antagónico (la tristeza),  ¿Qué opinión tienes acerca de ello?

R.- Coincido contigo, dedicamos mucho esfuerzo en asegurarnos un bienestar, una felicidad no sólo para un contexto inmediato sino también miramos a un futuro muy lejano, creo que esta opción no es ni acertada ni errónea, simplemente pienso que es un gasto energético, algo innecesario.

Es más productivo sacar jugo y disfrutar del momento presente, si caes en la cuenta sabemos que la vida está por así decirlo llena de momentos “buenos” y “malos” pero la mayor parte del tiempo nos rodean apacibles situaciones, y ésta aparente calma de vez en cuando se rompe con algún imprevisto que en ocasiones coincide que es “desafortunado” es decir si sólo nos limitáramos a pensar y vivir intensamente cada instante nos llenaría altamente cada alegría por pequeña que fuese y estaríamos mucho más preparados anímicamente para afrontar las contadas desventuras.

Del mismo modo las lágrimas, la melancolía, el miedo, el sentimiento de soledad, decaimiento, … la tristeza, es necesaria; no siempre podemos estar felizmente flotando en una nube pues de lo contrario no habría forma de valorar cuando nos llega en su justa medida lo que tenemos. Los sentimientos son necesarios para aprender: unos y otros y el sacar partido de todo cuanto se cruza en nuestro camino es sólo nuestra decisión personal, nuestra manera de ser, o en último término nuestra responsabilidad.

Todos sabemos que es estar alegre y triste pero cada uno lo siente de una manera distinta, desde aquí os animo a que intentéis ser lo más felices posibles.


Otras noticias

Menu